Categoría:

BELLA METÁFORA DEL HECHO ARTÍSTICO

  Volver al Teatro Municipal Coliseo Podestá como espectadora, después de estos largos meses de abstinencia, fue en sí mismo “una experiencia religiosa”. Con el consabido protocolo (barbijo, temperatura, sanitizante, declaración jurada, esmero de los acomodadores, etc.), en una sala casi vacía, guardando el distanciamiento social obligado, asistir a esta Seguir leyendo

Publicado en: